(+34) 639 952 618 (Juan Roldán)                jroldan@equinuvi.es      info@equinuvi.es

 

consejos de salud equina - laminitis

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 
LAMINITIS. INFOSURA

 

 

PREVENCIÓN Y TRATAMIENTO


 

Cada día los veterinarios ven cientos de casos de laminitis, una enfermedad dolorosa que afecta a los pies del caballo. Lo que es especialmente alarmante, es que algunos casos se pueden prevenir.

Considere la posibilidad de que una causa común de la laminitis es la sobrealimentación, un factor de gestión que normalmente está dentro de nuestro control.

Al aprender más acerca de laminitis y sus causas, síntomas y tratamientos, es posible que pueda reducir al mínimo el riesgo de laminitis en su caballo o controlar el daño a largo plazo en caso de formarse.

 

LAMINITIS, DEFINICIÓN


 

La laminitis deriva de la interrupción (constante, intermitente o puntual) del flujo de sangre a las láminas sensibles e insensibles del casco. Estas estructuras de láminas dentro de loslaminitis2 pies aseguran la tercera falange (el hueso en forma de cuña dentro del casco) a la pared del casco. La inflamación a menudo debilita permanentemente las láminas e interfiere con el enlace de pared / hueso. En los casos graves, el hueso y la pared del casco pueden separarse. En estas situaciones, la tercera falange puede girar dentro de los pies, ser desplazadas hacia abajo (rotación) y, finalmente, penetrar en la palma del pie.La laminitis puede afectar a una o a todas las patas, pero con mayor frecuencia se observa en las dos manos al mismo tiempo.

Los términos "laminitis" e "infosura" se usan indistintamente. Sin embargo,infosura generalmente se refiere a una condición crónica (a largo plazo) asociada con la rotación de la tercera falange, mientras que la laminitis aguda se refiere a los síntomas asociados con un ataque inicial repentino, incluyendo el dolor y la inflamación de las láminas.

 

CAUSAS


 

Aunque los mecanismos exactos por los que los pies se dañan siguen siendo un misterio, ciertos eventos precipitantes pueden producir laminitis. Aunque la laminitis se produce en los pies, la causa subyacente es a menudo una perturbación en otra parte del cuerpo del caballo. Las causas varían y pueden incluir los siguientes:

   Trastornos digestivos debido a sobrecarga (por ejemplo, el exceso de grano, fruta o pan) o los cambios bruscos en la dieta.

   Acceso repentino a cantidades excesivas de exuberante forraje antes de que el sistema digestivo del caballo haya tenido tiempo para adaptarse.

   Las toxinas liberadas en el sistema del caballo.

   Fiebre alta o enfermedad; cualquier enfermedad que causa fiebre alta o alteraciones metabólicas graves tiene el potencial de causar laminitis, por ejemplo, fiebre Nilo occidental.

   Cólico severo.

   Placenta retenida en la yegua después de parir.

   Golpeteo excesivo en los pies, a menudo referido como "infosura de camino."

   El exceso de carga de peso en un pie debido a una lesión en el otro o cualquier otra alteración de la marcha normal.

   Diversas enfermedades primarias del pie.

   Aunque controvertido, el uso prolongado o altas dosis de corticosteroides pueden contribuir al desarrollo de la laminitis en algunos caballos.

 

FACTORES DE RIESGO


 

Los factores que parecen aumentar la susceptibilidad de un caballo a la laminitis o aumentar la gravedad de la condición que se produce cuando se incluyen los siguientes:

   Razas pesadas, tales como caballos de tiro

   Exceso de peso corporal

   Nivel nutricional alto (la alimentación con grandes cantidades de alimentos ricos en carbohidratos)

   Ponies, caballos en miniatura y burros

   Atracones de grano sin restricciones, por ejemplo, cuando un caballo se escapa y accede al pienso (si esto sucede, no espere aque se desarrollen los síntomas para llamar a su veterinario,llame inmediatamente para que las medidas correctivas se pueden tomar antes de que progrese el daño tisular)

   Los caballos que han tenido episodios previos de laminitis

   Los caballos más viejos con enfermedad de Cushing

 

SIGNOS


 

Los signos de laminitis aguda incluyen los siguientes:laminitis2

   Cojera, especialmente cuando un caballo está girando en círculos, cambiando el peso de mano cuando está parado.

   El calor en los pies.

   El aumento de pulso digital en los pies (más fácilmente palpables sobre el hueso sesamoideo en el nivel del menudillo).

   Dolor en la región de la palma cuando se aplica presión con las tenazas de sondeo.

   Renuente a andar, o caminar indeciso ("caminar sobre cáscaras de huevo").

   Adopta la postura del caballete", con las patas delanteras estiradas hacia delante para aliviar la presión sobre las manos y las patas traseras colocadas debajo de la masa para soportar el peso que sus patas delanteras no pueden.

 

Los signos de laminitis crónica pueden incluir los siguientes:

   Ceños en la pared del casco que se agrandan a medida que crece el casco.

   Hematomas en la palma.

   Ensanchamiento línea blanca, con la aparición de seromas (bolsas de sangre) y / o abscesos.

   Palmas planas.

   Cascos con apariencia de babuchas.

 

TRATAMIENTO


 

laminitis2Cuanto antes se inicie el tratamiento, mayores serán las probabilidades de recuperación. El tratamiento dependerá de las circunstancias específicas, pero pueden incluir los siguientes:

   Diagnosticar y tratar el problema primario (la laminitis es a menudo debida a un problema sistémico o general en otra parte del cuerpo del caballo).

   Restricciones dietéticas; dejar de alimentar con piensos y forrajes a base de granos. Alimentar sólo con heno de calidad.

   El tratamiento con aceite mineral a través de una sonda nasogástrica para purgar el tracto digestivo del caballo, especialmente si el caballo ha comido en exceso.

   La administración de líquidos si el caballo está enfermo o deshidratado.

   La administración de otros fármacos, como antibióticos para combatir la infección; antiendotoxinas para reducir la toxicidad bacteriana, y anticoagulantes y vasodilatadores para reducir la presión arterial y mejorar el flujo de sangre a los pies.

   Estabulación el caballo en un terreno blando, como en arena o virutas y alentar al caballo a acostarse para reducir la presión sobre las láminas debilitadas.

   Apertura y drenaje de los abscesos que se pueden desarrollar.

   La cooperación entre el veterinario y el herrador (con técnicas que pueden ser útiles como el recorte correctivo, dar soporte a la ranilla y herrajes terapéuticos).

 

PERSPECTIVAS A LARGO PLAZO


 

Algunos caballos que desarrollan laminitis se recuperan sin incidentes y llevan una vida larga y útil. Por desgracia, otros sufren una tan severa, que el daño es irreparable y que son, porlaminitis6 razones humanitarias, sujetos a eutanasia.laminitis2

Su veterinario puede proporcionarle información sobre la condición de su caballo en base a radiografías (rayos X) y la respuesta del animal al tratamiento. Las radiografías mostrarán cuánto se ha producido la rotación de la tercera falange y también puede ilustrar abscesos o acumulación de gases que afectan a la terapia de su caballo. Esto le ayudará a tomar una decisión en el mejor interés del caballo y ayudar al herrador con el herraje necesario.

 

GESTIÓN


 

Es importante tener en cuenta que una vez que un caballo ha tenido laminitis, puede ser probable que se repita. De hecho, en un buen número de casos llega a ser crónica debido a que lalaminitis7 tercera falange ha girado dentro del casco y las láminas nunca recuperan su fuerza original. También puede haber interferencia con el flujo normal de la sangre a los pies, así como los cambios metabólicos en el caballo. Un cuidado especial se recomienda para cualquier caballo que ha tenido laminitis, incluyendo:

   Una dieta modificada que proporciona una nutrición adecuada, basada en forraje de alta calidad, de fibra digestible y aceite. Evite el exceso de hidratos de carbono, sobre todo a partir de cereales.

   Cuidado rutinario de los cascos, incluyendo el recorte regular y, en algunos casos, herraje terapéutico (radiografías adicionales pueden ser necesarias para controlar el progreso).

   Un buen programa de mantenimiento de la salud, incluyendo el control de parásitos y vacunas, para reducir la susceptibilidad del animal a las enfermedades.

   Usar que un suplemento nutricional formulado para promover la calidad del casco (suplementos con biotina o con gelatina en polvo).

   Evite los exuberantes pastos. Restrinja el consumo de hierba verde en primavera o tras una helada.

 

RESUMEN


La mejor manera de lidiar con la laminitis es evitar las causas que están bajo su control. Mantenga todos los piensos almacenados de forma segura y fuera del alcance de los caballos. Acostumbre a su caballo a pastosexuberantes gradualmente.

Tenga en cuenta que cuando un caballo está enfermo, bajo estrés o exceso de peso, está especialmente en riesgo. Consulte a su veterinario para formular un buen plan de alimentación.

Proporcionar una buena, y rutina atención al cuidado de los cascos.

Si usted sospecha laminitis, considere que es una emergencia médica y llame a su veterinario inmediatamente.

©2022 EQUINUVI.